índice del número

 

 

Dando gracias
porMª Alda Gómez Otero


Doy gracias a los dioses por tenerte,
gracias a la vida por vivirla despierta,
gracias a sentir amor, gracias a Dios,
gracias a los maestros yin del corazón,
gracias a Kuan Yin, a Buddha, a Jesús,
a los dioses y diosas de antaño y de hoy.
Doy gracias por ser quien soy, por saber
quererme y sentirme querida,
por buscar quien me enseñó,
por echarlo de menos, doy gracias.
Doy gracias por sentir el latido
de la vida, por el tango, por la música.
Doy gracias por mi cuerpo, mi hogar,
mi pareja, mis poemas y mis sueños.
Doy gracias por seguir adelante,
por girar a veces y otras ir recto,
por ser un ogro y una santa,
por ser de hierro.
Doy gracias por la dulzura de mis brazos,
gracias por la comida de los días,
por los ojos que me imitan y me quieren,
por los que me odian y aniquilan,
por los giros del trapecio de la existencia;
doy gracias por las caídas y las subidas
al cielo, por el poder de las horas.
Doy gracias por el fruto de un bolígrafo,
por un cuaderno, regalo de una amiga,
un año, un cumpleaños, un agradecimiento.
Quiero dar gracias y doy gracias
por mi don de escribir, de vivir, de sentir,
por el don de escuchar y resonar y caminar
con el otro.
Doy gracias por el dos y dos son cuatro,
por los intentos fructíferos y por los fracasos.
Doy gracias por mis lágrimas y mis risas,
doy gracias por dar gracias,
a los dioses,
a los santos,
me doy gracias a mí.

 

 

 

 

© Mª Alda Gómez Otero.

95ariadna