LA P R O S A


 

veneciapeq.jpg (3408 bytes) Venecia
por Antonio Polo

 

Oleo de Susana García

 


Es difícil y desolador comprobar que en Venecia proliferan sótanos con espejos del revés, pero más difícil es aún contemplar nuestra imagen en la detenida siesta de las aguas.

 

Es difícil y sorprendente escuchar el eco de nuestros pasos bajo los arcos de un palacio, pero más difícil es aún soportar ahora sus vacíos corredores y las estancias difuntas sin Carnaval.

 

Es difícil y excitante apostarse en la serenidad oficial de las esquinas, pero más difícil es aún adivinar los agitados secretos de quienes se esconden tras las ventanas huidizas.

 

Es difícil y laborioso rastrear las huellas apresuradas en la encrucijada de una bahía, pero más difícil es aún saber adónde han ido en esta ciudad los turistas con su sarpullido de cámaras.

Venecia. Susana García

Fue difícil y tranquilizador asomarse una tarde de febrero para mirar el agua distraída, la sombra oblícua de las esquinas, y las ventanas con sus trincheras de estuco, sin embargo, fue muy fácil convencer a Venecia para que se tomase la tarde libre, huyese por fin de los turistas y bajase a merendar al estudio con Susana García


© Antonio Polo 1999

apolo97@arrakis.es

 


a r i a d na